Anuncios

Diáconos: servidores, no funcionarios eclesiales (Archidiócesis de Sevilla)

Al igual que sucediera en el tramo final del pasado curso pastoral, la actividad diocesana está marcada por la agenda vocacional. Si despedíamos el curso el pasado 23 de junio con la ordenación de nuevos sacerdotes, el próximo 22 de septiembre asistiremos a la ordenación de ocho nuevos diáconos, futuros presbíteros.

A pesar de tener en el horizonte la ordenación presbiteral, el diaconado no es simplemente un paso intermedio ante el futuro sacerdocio. Como se recoge en el Catecismo de la Iglesia Católica, “corresponde a los diáconos, entre otras cosas, asistir al obispo y a los presbíteros en la celebración de los divinos misterios, sobre todo de la Eucaristía y en la distribución de la misma, asistir a la celebración del matrimonio y bendecirlo, proclamar el Evangelio y predicar, presidir las exequias y entregarse a los diversos servicios de la caridad”.

Este es el grado de servicio –diaconía viene del griego servidor, llamados a servir- que se espera de los ocho seminaristas que encaran una de las jornadas más esperadas de su etapa formativa en el Seminario Metropolitano.Ordenaciones_diaconos_generica-2-796x448

Diáconos permanentes

A simple vista, los reconoceremos en el atar por la estola cruzada, pero conviene señalar que hay dos clases de diáconos: los que serán ordenados sacerdotes en el plazo aproximado de un año y los permanentes.

Respecto a estos últimos, la Archidiócesis de Sevilla cuenta con una de las comunidades de diáconos permanentes más numerosa de España. Pueden estar casados y reciben una completa formación para el servicio al que serán destinados. Al igual que los diáconos ‘transitorios’, no son simples ayudantes del sacerdote ni ejercen una especie de ‘funcionariado eclesial’. Están al servicio del pueblo de Dios en todo cuanto el obispo precise para atender a las necesidades de una Iglesia activa, y su ministerio se centra en la liturgia, la Palabra y la caridad.

Archisevilla.org

Anuncios

Publicado el 19 septiembre, 2018 en Noticias diaconado Iglesia de España. Añade a favoritos el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. Rafael María Calvo Forte

    Es muy oportuno explicar esto a los fieles como una oportuna catequesis.

    Me gusta

  2. Sería bueno que los futuros presbíteros consideraren para el provecho de su vida pastoral que también su diaconado es permanente. Su olvido es lo que ha provocado (entre otras causas) enfrentarnos a un sacerdocio de príncipes, preocupados más de la carrera eclesiástica, y cuando no, frustrados, buscan algún vio sustituto.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: